Equipados

 

Todos somos Equipo

 

“Buenos equipos acaban por ser grandes equipos cuando los integrantes confían los unos en los otros lo suficiente para renunciar al “yo” por el “nosotros”.”

Phil Jackson

 

Desde los 14 años he trabajado en equipo, creado y dictado cursos de capacitación, además de liderarlos y conducirlos.

La dinámica de relación y comunicación de cada equipo es sorprendente e irrepetible. Existen semejanzas que alcanzan para confirmar que cada equipo es único e inigualable.

Viviendo dentro de un equipo aprendí que crecen, se manifiestan, fracasan, evolucionan, trascienden, se relacionan y conectan, declinan y resurgen; tal como el organismo viviente que en realidad es.

La preconcebida frase “los equipos tienen vida propia” es cierta y comprobable en el devenir de sus historias.

Y en el corazón mismo del equipo: las personas.

Todo cuanto ocurre y se manifiesta, explícita o implícitamente, ocurre a través de las personas que lo conforman.

Luego la vida cotidiana define y gestiona la calidad de sus interacciones, tanto como la consecuencia y magnitud de los resultados que obtienen.

Es muy gratificante trabajar en equipo, genera un entusiasmo que moviliza voluntades y emociones impensadas, posibilitando logros y éxitos extraordinarios.

Es muy arduo trabajar en equipo, toda vez que las dificultades, los errores o equívocos, tensionan y entorpecen la fluidez, enrareciendo el clima interno.

Del mismo modo, cuando me ha tocado estar en grupos que no aciertan a llegar a ser equipos, las experiencias y sensaciones se vuelven por demás frustrantes y complejas de resolver.

De los múltiples factores que influyen para que un equipo sea exitoso, creo que reconocerse en una identidad y estilo definido, promovido y alimentado por sus integrantes, es un factor funcionalmente principal.

Con identidad el equipo genera pertenencia, compromiso y complementariedad, funcionando como una comunidad de hacedores.

Por eso, desde hace ya unos años, me he planteado: ¿qué es más valioso?  ¡¿capacitar o entrenar a los equipos?!.

Y así me quedo hasta el próximo posteo, re pensando sobre: Capacitar o Entrenar.

 

Luis María Palacios

eunoialmp@gmail.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s